Marketing Tecnología

Alternativas a Google: correos, navegadores, mapas, etc.

autor

Alternativas a Google: correos, navegadores, mapas, etc.

Desde que se produjo la famosa filtración de datos en Facebook y la posterior gira del perdón de su CEO, Mark Zuckerberg, los usuarios de Internet –es decir, todo el mundo– andan mosqueados con el hecho de que las grandes empresas tecnológicas les sometan a una estrecha vigilancia corporativa.

Probablemente la compañía con mayor capacidad para acumular nuestros datos sea Google, pues ni siquiera hace falta que nos registremos en sus servicios, basta con que pinchemos en los anuncios administrados por Adsense.  

Ya sea por recelo o por curiosidad, quizás te apetezca conocer alternativas a Google en el entorno digital. En este artículo te proponemos unas cuantas:

Alternativas a Google Search

Cuando utilizamos el motor de búsqueda de Google, esta empresa registra la dirección IP del usuario, sus términos de búsqueda y, a menudo, un identificador único que se almacena en las cookies.  Este detalle puede ser positivo en términos de búsqueda, ya que optimiza los resultados en sintonía con busquedas anteriores, pero quizás no sea tan positivo en cuanto a la gestión de nuestros datos.  

A continuación, algunas alternativas al buscador de Google.

Searx: un motor de metabúsqueda versatil y muy cuidadoso con la privacidad.

Qwant: motor de búsqueda privado con sede en Francia.

Metager: motor de búsqueda privado con sede en Alemania.
DuckDuckGo: otra buena alternativa, muy cuidadosa con la privacidad del usuario, pues no utiliza anuncios de seguimiento ni de segmentación. Además, tienen una política de no intercambio de datos con otras aplicaciones, aunque sí registran los términos de búsqueda.

Alternativas a Gmail

Todo lo que se envía a través de Gmail es susceptible de que sea revisado por la empresa matriz, Google. Además, al usar Gmail y permanecer conectado a su cuenta, Google puede seguir fácilmente toda la actividad en línea del usuario mientras navegas por diferentes páginas web.

En el mercado existen muchas alternativas al correo de Gmail, a continuación enumeramos unas cuantas:

Mailfence: con sede en Bélgica, permite almacenar 500 MB en su plan gratuito y 20 GB en la versión profesional

Tutanota: con sede en Alemania, ofrece 1 GB gratis y 10 GB en el modo premium.

Mailbox:  basado en Alemania , ofrece  2 GB de almacenamiento.

Protonmail: con sede en Suiza, tiene 500 MB gratis y 5 GB Pro.

Runbox: radicada en Noruega, tiene 30 días de prueba gratis con una horquilla premium que va de 1 GB a 25 GB.

Alternativas a Google Chrome

Como ocurre con Gmail, Google Chrome es un navegador muy popular con una funcionalidad inmejorable, pero tal vez el usuario quiera considerar algunas alternativas. Aquí van algunas:

Firefox: probablemente sea el navegador gratuito y de código abierto más popular de Internet. Este navegador incluye opciones complementarias que permiten bloquear los anuncios de Google y el seguimiento.

Tor: una buena alternativa a Firefox –y Google–  reforzada y respetuosa con la privacidad del usuario. No se necesitan complementos de seguridad, pues el navegador ya está optimizado en este apartado. Dicho esto puede, ser un poco cargante porque muchos de los sitios en los que se navegan aparecerán rotos.

Brave browser: un buen navegador con protección de privacidad y bloqueo de anuncios integrados. No obstante, también se basa en Chromium y se ve afectado por el problema de fuga de WebRTC

Alternativas a Google Drive

Si estás buscando opciones menos conocidas de almacenamiento en la nube, puedes probar las alternativas de Google Drive que aquí te proponemos:

TeamDrive: es una opción de copia de seguridad en la nube y sincronización de archivos orientada a los negocios. Tiene su sede en Alemania.

Tresorit: una opción de almacenamiento en la nube fácil de usar, con sede en Suiza. Ofrecen encriptación para el cliente, aunque utilizan servidores de Microsoft.

Nextcloud: plataforma de comunicación y de intercambio de archivos de código abierto y con servidores propios. Están en Alemania.

Alternativas a YouTube

En este capítulo no hay demasiadas alternativas, casi todo el contenido audiovisual que pulula por la red está alojado en esta plataforma. Aún así, ahí van algunas alternativas:

Vimeo: desde sus orígenes han conseguido diferenciarse de Youtube albergando mucho vídeo en HD. Una buena alternativa para el contenido de mayor calidad técnica.

Dailymotion: fue de las primeras plataformas de vídeo en Internet, pero lleva años perdiendo fuelle. Están muy eclipsados por Youtube.

Bitchute: funciona impulsada por la red BitTorrent y busca dar libertad a los creadores originales de contenido.

Hooktube: es básicamente un proxy de YouTube, permite desbloquear vídeos de YouTube, descargarlos y evitar las restricciones de censura de la gran plataforma de contenido audiovisual.

Alternativas a Google Analytics

Si tienes una página web, es importantísimo medir el tráfico que pasa por ahí. Con esa información podrás ofrecer contenido en línea con los gustos de tus consumidores. Lo contrario es publicar artículos como quien lanza dardos a una diana con los ojos vendados: cero posibilidades de acertar.

En este apartado, la herramienta más efectiva quizás sea Google Analytics; no obstante, si te apetece probar alternativas aquí tienes algunas:

Matomo (antes se llamaba Piwik): un buen programa analítico de código abierto que respeta la privacidad de los visitantes al ocultar las direcciones IP de quienes se pasan por nuestra web.

Fathom Analytics: una alternativa de código abierto que está disponible en Github.

Clicky: otra alternativa aceptable, aunque no tiene las garantías de protección que incorpora Matomo.

Alternativas a Google Maps

Depende del dispositivo en el que estés habituado a buscar direcciones, puedes utilizar unas aplicaciones u otras. Por ejemplo:

OpenStreetMap: es una buena opción de código abierto para PC.

OsmAnd: una aplicación gratuita de mapas móviles y con código abierto. Funciona en Android y en iOS (está basada en los datos de OpenStreetMap).

Maps (F Droid): Usa los datos de OpenStreetMap pero los emplea fuera de línea.

Maps.Me: otra buena opción gratuita tanto para Android como para iOS, aunque acostumbran a utilizar bastantes datos del usuario según especifican en su política de privacidad.

(Fuente: Restoreprivacy)