Claves para vender productos online en el mercado chino

|

¿Estás considerando la posibilidad de vender los productos de tu e-commerce en el mercado chino? Aquí tienes las claves para hacerlo.

El mercado chino es algo así como la última frontera de cualquier negocio: teniendo en cuenta que China es el país con una mayor población de todo el mundo, petarlo en su mercado es algo a lo que todo e-commerce debería aspirar. Aunque, de entrada, puede parecer una aventura dificultosa debido a las múltiples barreras erigidas a su alrededor: las diferencias culturales, la lengua…

Pero que una aventura sea “dificultosa” no significa que sea “imposible”. Significa, de hecho, que puede ser una aventura de la que saques beneficio siempre que dispongas de las herramientas adecuadas y las uses de forma inteligente. Es por eso por lo que, a continuación, en este artículo intentaremos ofrecerte cuatro claves para vender productos online en el mercado chino.

 

Selecciona la plataforma de venta óptima

Si la montaña no va a Mahoma, Mahoma tendrá que ir a la montaña… Y está claro que los clientes chinos no van a llegar a tu e-commerce de forma natural y milagrosa, así que lo más sensato será optar por alguna plataforma de venta online que ya esté establecida en el país y que puedas usar como trampolín para acceder a ese mercado.

Taobao es, sin lugar a dudas, la opción más popular a este respecto. Ha sido, por ejemplo, la plataforma que han usado grandes marcas como L’Oreal o adidas a la hora de introducirse en el mercado chino. Y es que, al fin y al cabo, Taobao concentra un 76% de las ventas online chinas, en gran parte gracias a la facilidad que supone que los usuarios puedan realizar compraventas C2C y B2C.

¿Y cuánto te va a costar establecerte en Taobao? Pues no es una opción barata. Integrar un comercio en Taobao Mall, que es la opción B2C de esta plataforma, cuesta 4.000 euros a los que hay que sumar una comisión de cada compra que oscila entre el 0,5% y el 5%. Si estas condiciones no te convencen, siempre puedes explorar otras plataformas como 360 Jingdon Mall o Dangdang.

 

Da a conocer tu e-commerce

Si ves clara la apuesta por Taobao, publicitarte a través de esta plataforma no podría resultar más sencillo, ya que incluye la opción de aparecer en su home y pagar por los clics generados. Pero, si lo quieres es publicitar tu propio e-commerce sin ligarlo a ninguna plataforma de venta, tendrás que convertirte en un verdadero experto en las vías online chinas.

Que, por cierto, no son las mismas que en el resto del mundo. Para que te hagas una idea, el buscador más popular en China no es Google, sino Baidu. Y las redes sociales imperantes no son Facebook y Twitter, sino Renren, Kaixin y Sin Weibo.

Esto significa que, si vas a usar las redes sociales para dar a conocer tu tienda online, deberás familiarizarte con ellas, conocer sus intríngulis, desentrañar las particularidades de su funcionamiento… Y, entonces sí, plantear toda campaña de publicidad adaptándola a las necesidades de las redes chinas.

 

Establece las formas de pago ideales

De nuevo, como en el caso de las redes sociales, resulta que los métodos de pago en China son un mundo en sí mismos. Olvídate de Pay-Pal, por ejemplo, porque allá no lo usa absolutamente nadie. Los servicios de pago online más usados (de hecho, concentran el 70% de los pagos electrónicos del país) son Alipay y Tenpay.

Pero hay otra particularidad que debes tener en cuenta en este caso: lo más habitual en los e-commerce de China es ofrecer una gran cantidad de formas de pago entre las que constan el pago a través de banca online, el uso de transferencias bancarias y, sorpresa, el pago en metálico realizado en la entrega del producto. No es lo ideal si operas desde Europa, pero hay que adaptarse al mercado que estás intentando colonizar.

 

Ten en cuenta la logística

Vender en China es un poco como vender en EEUU: el territorio es tan colosal que no es lo mismo vender en una punta del país que en la contraria. En este caso, deberás tener en cuenta, por ejemplo, que muchas empresas chinas de transporte operan solo en zonas concretas y que, por lo tanto, no podrás usarlas para llegar a otras regiones.

La cuestión es que el mercado chino está vivo y evoluciona continuamente. Así que, a lo mejor, deberías considerar que debes concentrarte en el territorio costero del país puesto que, al final, allá es donde se concentran las ventas.

Pero de repente resulta que una zona empieza a crecer exponencialmente, como ha ocurrido recientemente con Hubei, y no estar allá significa perder una oportunidad de negocio. Y, ya que te has metido en la aventura de llevar tu e-commerce hasta China, será cuestión de explorarla hasta sus últimas consecuencias, ¿no te parece?

Raül De Tena

Te recomendamos

¿Cuento cuesta contratar a un trabajador?

Sin categorizar

¿Cuánto cuesta contratar a un trabajador? Explicamos todo

¿Qué es el SMI de España?

RRHH

¿Qué es el SMI de España? Toda la información para 2020

número de VIES

Facturación

El número VIES: ¿qué es y para qué sirve?