Consejos

¿Qué softwares necesito para abrir mi e-commerce?

¿Qué softwares necesito para abrir mi e-commerce?

¿Estás a punto de abrir tu propia e-commerce pero andas un poco perdido? Aquí tienes todos los softwares que te solucionarán la vida.

Tienes una buenísima idea de e-commerce y, de hecho, ya has empezado a trabajar para que esa idea se transforme en una realidad pura y dura. Pero entonces te topas con otra realidad igual de pura y dura: para construir una tienda virtual, necesitas todo un conjunto de softwares que te ayuden a gestionarla.

Y eso puede ser algo complejo porque, en este campo, siempre surgen una cantidad de dudas realmente impresionante: ¿cuál es el mejor software? ¿Apuesto por el mejor aunque sea demasiado complejo y tenga que adaptarme? ¿Opto por otro más sencillo aunque no sea el mejor? ¿Necesito trescientos softwares diferentes o puedo tirar con uno que los integre a todos?

Cada e-commerce es un mundo y, por lo tanto, cada e-commerce responderá de forma diferente a todas y cada una de estas preguntas. Pero, para que te puedas hacer una idea, a continuación te hablamos de los cinco campos básicos que deberías cubrir con diferentes sofwares en tu online store.

 

Tienda online

Esto es lo primordial y lo obvio: una tienda virtual necesita una tecnología sobre la que erigirse. Y esa tecnología se gestiona con su propio software. A día de hoy, las opciones básicas son dos: Shopify y Magento. Ambas tienen diferentes niveles de uso para que puedas aprovecharlas más o menos dependiendo de tu nivel de conocimientos informáticos. Pero no desesperes: elige una y persevera. (O contrata a alguien que entienda del tema.)

 

Contabilidad y facturación

La contabilidad y la facturación, también en un e-commerce, son dos campo que están coronados por un rey absoluto: la hoja de cálculo. Y está claro que esas hojas de cálculo puedes usarlas en alguno de los softwares imperantes: Excel y sus millones de opciones de customización y fórmulas, Google Drive y su optimización online…

Como punto de partida, esto ya es suficiente. Poco a poco ya irás creciendo y, entonces, será el momento de plantear una solución más especializada que te permita realizar operaciones más complejas.

 

Inventario y catálogo

Está claro que el corazón de todo e-commerce es precisamente su catálogo y, en consecuencia, su inventario. Gestionar este stock, sin embargo, requiere un esfuerzo realmente colosal si no se disponen de las herramientas necesarias. Lo mejor a ese respecto, entonces, es recurrir a un software especializado… Y aquí sí que es necesario realizar un poco de investigación, porque es muy probable que tu tienda online requiera soluciones específicas de tu campo de negocio y comercio.

 

CRM

El Customer Relationship Management (es decir: el CRM) es uno de los puntos neurálgicos de todo e-commerce porque, al fin y al cabo, se dedica a gestionar todo tipo de relación con el cliente de nuestro negocio. A ese respecto, y de nuevo, es necesario conocer las necesidades de nuestra e-shop y, a partir de ahí, elegir entre los múltiples softwares existentes y archiconocidos: Salesforce, Zoho, Act!, SAP, Oracle

 

Gestión de equipo y proyectos

Aquí es donde se complica la cosa, puesto que cada equipo y proyecto necesita ser gestionado de forma diferente y, por lo tanto, genera diferentes necesidades de software. Podría decirse, sin embargo, que lo básico es optimizar la comunicación interna, ya sea a nivel de correo electrónico (con soluciones omnipresentes como Microsoft Outlook o Gmail) o de chat (con opciones especializadas en equipos de trabajo como, por ejemplo, Slack).

También hay que tener en cuenta otras jugosas posibilidades como la gestión de proyectos en equipo que ofrecen herramientas como Trello y Asana. También los calendarios compartidos, ya sean de Google, macOS o el que te quede más cerca, ya que a día de hoy casi todos estos softwares incluyen la opción de ser compartidos con otras personas.

 

¿Por qué no apostar por un “todo en uno”?

¿Te parece que todos los puntos anteriores implican un esfuerzo demasiado grande a la hora de buscar diferentes softwares? Entonces tu mejor opción es apostar por alguna solución de software integrado (como, por ejemplo, el de Holded) que, además de ofrecer integraciones con Magento y Shopify, incluya en un mismo espacio online todo un conjunto de herramientas que te ayuden a gestionar todo lo que gira en torno a un e-commerce. Más cómodo, imposible.