Marketing

Los pros y los contras de vender en Amazon

autor

Los pros y los contras de vender en Amazon

Si estás buscando la manera de aumentar las ventas de tu negocio, es probable que te hayas planteado empezar a vender en Amazon. Siendo el e-commerce minorista más grande del mundo – según Statista, con más de 230 millones de cuentas de clientes a finales de 2014 – parece ser la solución infalible para poner tus productos ante los ojos de millones de potenciales clientes, sin apenas esfuerzo y con resultados prácticamente garantizados. Pero… ¿realmente funciona bien para todo tipo de empresas?

La respuesta es no: vender en Amazon no es una opción recomendada para todo tipo de empresas, y no todas lograrán aumentar sus ventas a través de este canal.
Antes de lanzarte a abrir tu tienda en Amazon, debes considerar una serie de factores: en función del producto o servicio que vendas, de la potencia que tenga tu marca, de quienes sean tus competidores, y de muchas otras variables, quizás no te convenga tanto esta estrategia para lograr vender más.
En este post hemos seleccionado 3 pros y 3 contras de vender en Amazon.

¿Cuáles son los pros y los contras de vender en Amazon?

Los PROS

Millones de potenciales clientes a tu alcance

183 millones de usuarios visitaron las páginas web de Amazon al mes (media a fecha de Marzo de 2017). Y este dato es sólo de los Estados Unidos. Con lo cual, queda clara cuál es la principal ventaja de vender en Amazon: millones de potenciales clientes de todo el mundo al alcance de tu negocio.
Otro dato interesante a tener en cuenta es que el 29% de quienes compran productos online en EE.UU. empiezan sus búsquedas en Amazon, frente a un 15% que utiliza buscadores como Google. Teniendo en cuenta que, en lo que a tendencias de consumo online se refiere, este país marca el camino que seguiremos el resto, este dato también es un indicador relevante de por qué es una buena idea abrir tu tienda en Amazon si quieres vender más.

Facilidad de uso

Además de que es muy fácil empezar a vender en Amazon – el formulario de registro puede completarse en menos de 10 minutos – este marketplace pone a disposición de los vendedores toda su logística y su servicio de atención al cliente, cualquiera que sea el idioma de la plataforma en la que quieras vender.
En Europa, Amazon ofrece ambos servicios para todas sus plataformas – Reino Unido, Alemania, Francia, Italia y España – pero también los ofrece a nivel global. Lo que significa que tus productos podrían venderse en más de 180 países.

Opciones de promoción

Si tienes muchos competidores, Amazon te ofrece la opción de patrocinar tus productos. Es decir, publicar anuncios en sus marketplaces para destacarlos por encima de los de tu competencia. Esta es una muy buena funcionalidad para crear conciencia de marca (brand awareness).
La opción de patrocinar tus productos, que se llama Productos Patrocinados, sería como el Google Adwords de Amazon. También se basa en palabras clave (keywords), pero con la diferencia de que tus anuncios se verían sólo en las plataformas de este marketplace, que pueden ser tanto a nivel europeo como a nivel global. Y el pago es en base a los clics en tus anuncios, y no por impresiones.
Lo mejor es que, si logras que tus productos suban en el ranking de Amazon, seguramente también mejorarán en el ranking de Google para las búsquedas que se realicen con tus palabras clave. Con lo cual, también estarás dirigiendo tráfico a tus productos ofertados en Amazon desde el principal buscador.

Los CONTRAS

¿Son clientes tuyos o de Amazon?

Aunque es cierto que la cantidad de potenciales clientes a los que puedes alcanzar a través de Amazon probablemente no los podrías llegar a alcanzar a través de tu e-commerce, también es muy probable que esos clientes lo sean antes de Amazon que de tu empresa.
Si no tienes construida una marca muy potente o un producto muy diferenciado, difícilmente podrás ganarte la lealtad de esos clientes que te llegan a través de este marketplace. Pensando en el largo plazo, debes plantearte si, para el producto que vendes, te compensa sacrificar la construcción de tu marca a expensas de vender más a corto plazo.
En el fondo se trata de una decisión estratégica: ¿consideras Amazon simplemente un canal extra para generar más ingresos o una nueva vía de adquisición de clientes y de generación de conciencia de marca?

No descuides tu propia tienda online

Si inviertes tus recursos en potenciar tus ventas a través de Amazon, fácilmente puede ocurrir que no te ocupes de mejorar las funcionalidades y el flujo del proceso de venta en tu e-commerce. Y en el caso de que, por el motivo que sea, tus ventas en Amazon empezasen a decaer, ¿qué respaldo tendrías para volver a impulsar tu negocio?
Para evitar este posible problema lo que debes hacer es no competir con tu propia tienda online. ¿Cómo? Por poner un par de ejemplos: vendiendo una gama media de tus productos en Amazon, pero la gama premium sólo en tu comercio online; o vendiendo tus productos en Amazon, pero los recambios o las extensiones de esos productos en tu propio marketplace.
Esta estrategia te sirve además para potenciar el uso de Amazon como herramienta de construcción de marca y de adquisición de nuevos clientes, a quienes luego podrás fidelizar más fácilmente, puesto que tienes más datos sobre ellos si compran en tu página web.

Prepárate para una competencia feroz

Comentábamos en la introducción de este post que más de 230 millones de personas tienen cuenta en Amazon (dato de 2014, con lo cual probablemente será una cifra mucho mayor a fecha de hoy). Y esto es un buen indicador, porque significa que tus potenciales clientes están en Amazon. Pero…¿cuál es la otra lectura? Que toda tu competencia está también en Amazon.
Se puede decir que Amazon es una tienda multimarca online. Así que, independientemente de la fuerza de tu marca, te vas a encontrar con que todos los productos sustitutivos de los tuyos, de todas las gamas, precios, calidades y para todos los gustos, se venden también a través de este canal.
Así que mejor anticiparse y estar preparado, porque podría ser que el aumento en los ingresos que buscas a través de Amazon quizás no llegue con la facilidad que esperas.

Conclusión

Vender en Amazon tiene muchas ventajas, pero también tiene sus inconvenientes, sobre todo si tu marca no es fuerte, o si vendes un producto con muchos sustitutivos. Hay muchas maneras de utilizar Amazon y lograr aumentar tus ventas, y además puedes usar esta vía como una fuente de adquisición de nuevos clientes. Pero antes de ponerte manos a la obra, piensa bien en cuál va a ser tu estrategia para sacar la mayor rentabilidad posible a tu tienda en Amazon.